Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp

Los Peos de CAP

Una menor producción de hierro de los principales actores internacionales y valores históricos en exportaciones del mineral en el segundo trimestre, mejoran las previsiones.

Los envíos de hierro de Chile alcanzaron un nuevo registro histórico. En el segundo trimestre, el país exportó cerca de US$ 607 millones. Se trata de un máximo, que supera incluso la marca del tercer trimestre de de 2011, cuando los envíos de este mineral llegaron a US$ 583 millones, según las cifras del Banco Central de Chile. Una excelente noticia para CAP, la firma que representa casi la totalidad de las exportaciones de esta materia prima desde el país. La acción CAP : +1,35, que se ubicó como la segunda mayor alza en bolsa durante el 2020, ha estado tambaleando en los últimos meses entre los $12.000 y $13.000 sin lograr fuerza para nuevos ascensos. Es casi la mitad de los $25.000 que valía hace 10 años, durante el previo boom exportador. 

En el mercado señalan que hay tres factores que han impedido que CAP despegue en el último trimestre pese al buen desempeño de las exportaciones: 1) un precio del hierro que casi no ha subido debido a 2) los intentos de China de evitar las alzas de precios en los precios de los commodities y 3) el temor de que se aplique un royalty minero local que impacte en la última línea de la empresa.

No obstante, algunos análisis apuestan que los resultados trimestrales del segundo cuarto que dará a conocer la minera podrían gatillar un nuevo avance en su nivel de precios. El consenso de cinco corredoras compilado por El Mercurio Inversiones apunta a US$ 379 millones de ganancias o un alza interanual de 543%. 

Entre ellas, la más optimista es BCI, la que estima una ganancia por US$ 476 millones, corredora que tiene al papel en su cartera recomendada.

“Estimamos para este año que CAP cierre con un precio promedio de hierro de US$ 178/ton, alcanzando volúmenes de despacho de 16,5 millones de toneladas”, dice Jorge Carrasco, analista en BCI Corredor de Bolsa. “Esto, más el alza que también se ha observado en las barras de acero y crecimientos estables en las demás líneas de operación, estimamos un ebitda 2021 esperado de US$2.393 millones, impulsado principalmente a los altos niveles de precio de hierro observados y estimados para este 2021”, 

En Renta4 también destacan el factor medio ambiental. “China enfrenta altos índices de contaminación y el hierro que vende CAP es de mejor calidad y permite menos horas de fundición, por lo tanto, es más ecológico que el hierro que vende la competencia. Por lo tanto, a pesar que debería caer el precio del hierro en el mediano plazo, este año es excepcionalmente bueno para esta empresa”, dice Guillermo Araya, gerente de estudios en Renta4.

Un factor que suma a las visiones optimistas para la firma son los problemas que han debido enfrentar algunos de sus competidores. Son los casos de los grandes actores como la brasileña Vale y la australiana Rio Tinto. Lo que sumado a las inundaciones y desastres naturales en China en la región de Henan, podría impulsar la demanda por materias primas para la reconstrucción de la infraestructura dañada, algo que hace subir a los precios de metales como el cobre este lunes. 

Hace poco la brasileña Vale, el segundo mayor productor de hierro del mundo, volvió a decepcionar al mercado tras publicar su producción de hierro del segundo trimestre, la que si bien subió 12% interanual a 75,7 millones de toneladas, se ubicó -3% bajo lo esperado por el mercado.

“La producción de mineral de hierro, cobre y níquel de Vale en el segundo trimestre del 2021 fue menor a lo esperado”, dice Jefferies, según escribió el analista Christopher LaFemina, CFA. “Si bien se mantiene la proyección de producción del mineral de hierro para todo el año del rango de 315-335 millones de toneladas de hierro, el que pueda llegar al extremo inferior de este rango requeriría un sólido segundo semestre. Si bien es factible, el riesgo es a la baja”.

Por su parte, también Rio Tinto decepcionó al mercado, tras publicar una caída trimestral de -12% en su producción del segundo cuarto, ante el mal tiempo en Australia Occidental que afectaron la producción, publicando una visión más cauta de su proyección de producción anual hacia la parte baja del rango (entre 325 millones a 340 millones). Dicha decepción en proyecciones “es optimista para el mineral de hierro, en nuestra opinión”, dijo Jefferies.

VIENTOS EN CONTRA

No obstante, no todos comparten una visión optimista para el hierro y para la acción chilena. En la firma estadounidense de análisis GLJ Research, estiman que el rally del hierro está más cerca del fin que de una etapa intermedia. “En un contexto en que el nuevo ciclo de estímulos en China no ha empezado oficialmente, eso nos lleva a proyectar que el precio del hierro estaría más cerca del fin que estar en una etapa intermedia”, dijo la corredora.

Tras analizar los recientes datos de China, concluyó que “dentro de la “vieja economía”, el crecimiento de la inversión inmobiliaria sigue en tendencia a la baja, incluso cuando el crecimiento agregado de la inversión en activos fijos se aceleró y superó las expectativas en junio. Además, otro gran promotor inmobiliario, Languang, hace poco cayó en cesación de pagos”, dice. “Probablemente producto de la política de “tres líneas rojas” (que busca desacelerar el mercado inmobiliario) de China”.

A esto, se suma el viento en contra del debate de un nuevo royalty en Chile, luego de que la Cámara Baja aprobara un proyecto de ley para aplicar una tasa base de regalías del 3% sobre las ventas de cobre y otros metales, que se discute en el Senado. “Si una nueva regalía del 3% sobre las ventas de hierro entra en vigencia a partir del próximo año, estimamos un impacto en nuestro precio objetivo en alrededor de $650 por acción”, dice Citi Banchile, que tiene un precio objetivo en $15.800 por papel.

Por otro lado, “si bien la Cámara Baja ha rechazado un proyecto de ley para subir el tipo impositivo de las grandes corporaciones del 27% al 30%, no se puede descartar por completo una nueva propuesta al respecto. Un aumento en la tasa de impuestos corporativos del 27% al 30% puede reducir el precio objetivo en otro 250 por acción. Por cada tasa adicional de regalías ad-valorem del 1% por encima del 3% antes mencionado, nuestro precio objetivo disminuye en cerca de $400 por acción y las acciones de CAP ya habrían incluido una regalía del 8% (en el precio)”, dice Citi-Banchile.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: